Tesla podría haberse enfadado con la política valenciana y pensar ya en alternativas a España para su nueva planta

tesla-podria-haberse-enfadado-con-la-politica-valenciana-y-pensar-ya-en-alternativas-a-espana-para-su-nueva-planta

Tesla podría haberse enfadado con la política valenciana y pensar ya en alternativas a España para su nueva planta

Eln Musk En El Gran Premio De Miami thumbnail

El pasado 8 de junio, el periódico regional Levante EMV publicó una información en exclusiva sobre las intenciones por parte de Tesla de establecer una fábrica en Valencia. Se trataba de la filtración de un pacto entre la Generalitat y la compañía americana, si bien estaba sujeto a un acuerdo de confidencialidad que alguien no respetó, quizá por intereses políticos y electoralistas. Esto ha molestado mucho a la empresa de Elon Musk, hasta el punto en que podría haberse roto el compromiso, siendo este el escenario más pesimista.

Si bien todavía no hay ningún comunicado oficial al respecto por cualquiera de las dos partes implicadas, diversas fuentes apuntan a que Tesla ha perdido el interés en España y se encuentra negociando actualmente con los organismos públicos de otras naciones europeas por distintas localizaciones. Francia e Italia estarían a la cabeza. De hecho, el CEO de la corporación ha visitado el país galo en un par de ocasiones a lo largo del último mes.

Aunque Valencia es una mejor ubicación en términos de costes logísticos y de exportación, de mano de obra especializada, de acceso a nuevo talento y a innovación tecnológica con base en un gran ecosistema universitario, de industria auxiliar y de servicios de ingeniería, por no hablar de las subvenciones vía PERTE y demás alicientes económicos, los estadounidense parecen estar dispuestos a cambiar sus planes. De igual modo, instalándose en este lugar, Tesla tendría muy cerca a un potencial socio coterráneo como Ford y su veterana factoría de Almussafes.

Que Es Gigafactoria 2

Secretismo, sí, pero sólo para algunos: Musk y Macron hacen públicos sus encuentros

Sin embargo, parece que el motivo por el cual podrían haberse enfadado en Tesla no es tan importante fuera de nuestras fronteras, pues las conversaciones entre el presidente de la automovilística y el primer ministro francés no son tan reservadas. En realidad, nuestros vecinos del norte hablan con muchos menos tapujos sobre las posibilidades de materializar el proyecto de la multinacional norteamericana en suelo galo, no sin dudas y ausencia de rotunda afirmación. Todavía no hay nada «firmado».

Para España y para Valencia, la venida de Tesla es un caso de alto interés estratégico en pos de convertir esa zona del litoral mediterráneo en el mayor polo de electrificación del Viejo Continente. Los avances, fundamentados en la predisposición y el despliegue de medios por parte de las autoridades locales, habrían sido de agradado para una empresa que ve caldo de cultivo industrial en la región para llevar a cabo su actividad a partir de una inversión de 4.500 M €.

Pero la esperada resolución de semejante desbarajuste podría ser inminente. Musk comunicará en julio los resultados de su negocio de vehículos durante el segundo trimestre de 2023. Durante su ponencia, no se descarta que el famoso emprendedor y magnate pueda hacer público el emplazamiento de su segunda planta en Europa, entre otros anuncios de interés. Mientras tanto, parece que Tesla juega a ver quién da más por ella, esperando que Valencia, apenada, suba su apuesta en esta especie de subasta por los coches eléctricos de moda.

Share this post

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *